¿Cómo aparcar en línea paso a paso?

En el artículo de hoy queremos contarte algunos detalles sobre cómo aparcar en línea paso a paso, también conocido como cordón o paralelo al bordillo.

Estacionar en línea representa para muchos conductores novatos un auténtico desafío, incluso para aquellos que aún están aprendiendo en la autoescuela. Todos sabemos lo fácil que es conducir un coche. Hay aspectos claves que se dominan desde un principio, como el acelerar, el frenar o el aplicar los cambios de velocidad. Son conceptos fáciles de dominar.

Pero de cara a lo que es aparcar un coche, la cuestión se complica. Estacionar un coche en cordón, es para algunos mucho más difícil que aparcarlo en batería.

Cuando el coche se estaciona en línea, es porque se aparcará en un espacio donde la parte frontal del vehículo, se establecerá detrás de la parte trasera de otro. O bien, en caso de ser el primero, tendrá otro número de coches formando una fila, este es un tipo de aparcamiento de los más habituales.

Cómo aparcar un coche en línea con pocas maniobras a la primera

De hecho, lo más complicado del proceso de aparcar un coche en línea, es cuando tiene que ubicarse en un espacio establecido entre dos coches. Tu vehículo se aparcará entre el espacio que existente entre la parte frontal de un primer coche y la parte trasera de un segundo coche.

En estos casos, tienes que tener más cuidado, para lograr estacionarte sin que golpees a ninguno de los dos coches, al igual que si vas a pararlo en doble fila. Además, el otro gran problema es que generalmente, este tipo de zonas de estacionamiento se hacen a un lado de calles principales, izquierdo o derecho.

Estacionamiento en linea o cordón coche

Esto supone un reto, porque debes realizar el proceso de estacionamiento, mientras otros coches viajan de manera paralela a la línea establecida por la fila de coches estacionados. Sin embargo, una vez dominas la técnica de aparcado, ten por seguro que no te invadirá el estrés por lograrlo bien.

También puedes descubrir el paso a paso para estacionar tu coche en batería.

Paso a paso para estacionar en cordón tu automóvil

  1. El proceso es realmente sencillo: ubica tu coche, casi a la misma altura del primer coche. Luego gira tu volante en dirección a la zona de parking. De esta manera las llantas delanteras quedarán girando hacia el bordillo o hacia la pared de la línea de estacionamiento.
  2. Tener las llantas orientadas hacia dicha dirección, obligarán a que llantas las traseras, al retroceder, comiencen a ocupar la zona. Vas a percibir cómo la parte trasera del coche se introduce en el espacio, hasta que llega un punto en que sabes que si sigues en reversa te golpearas contra el bordillo o pared.
  3. Cuando te encuentres en ese punto, es necesario que gires el volante, para que las llantas se orienten hacia el lado opuesto. En este ejemplo, tendrías que girar hacia la izquierda.
  4. Cuando realizas esto e iniciar marcha atrás, ahora observarás que es la parte frontal de tu coche la que empieza a introducirse en el espacio. Incluso, el proceso en reversa hace que tu coche se oriente, se organice, alineándose en el mismo sentido que el coche de adelante o el de atrás.

Video explicativo


Referencias y trucos para estacionar a izquierda y derecha en línea, paralelo, cordón

  1. Describir el proceso de aparcar en paralelo parece sencillo. Pero hay que ser muy precavido, demasiado meticuloso, porque un pequeño descuido, lograría impactar en los coches cercanos. Lo más prudente es que estés pendiente de los espejos laterales y el espejo retrovisor, así también del estado del tráfico. Ese es el primer consejo.
  2. El segundo consejo clave, es que actives las luces de señalización para que informes a los coches que están en la vía que vas a estacionar. Mientras tanto, el tercer consejo se encuentra en que antes de iniciar el proceso de reversa, debes alinear muy bien el eje trasero de tu coche con el parachoques del vehículo que ya se encuentra estacionado.
  3. Otro dato importante de este alineamiento, es que exista una distancia prudente entre los laterales de ambos coches. Es decir, entre las puertas de coche estacionado y las puertas de tu coche. Si esta distancia es demasiado estrecha, cuando empieces a retroceder podrías golpear al otro coche.
  4. El cuarto consejo a considerar es tener mucho cuidado con los movimientos del volante. Fíjate muy bien en que las llantas realmente estén girando hacia la dirección adecuada. Si las llantas no están en el sentido que deben estar, el proceso de reversar complicará el aparcado.
  5. Finalmente, el consejo esencial es que realices la actividad de dar reversar de tu coche con mucha discreción, sin pisar el acelerador a fondo. Recuerda que tienes un coche en frente tuyo o detrás de tu coche. O los dos al mismo tiempo.

Cómo aparcar en línea paso a paso

Precauciones a la hora de aparcar en un sitio pequeño

Al aparcar en línea entre dos coches debemos tener presente el espacio que existe entre ambos. Por otro lado debemos considerar las dimensiones de nuestro vehículo y valorar si seremos capaces de aparcar en dicho sitio pequeño.

Un truco interesante es colocarnos en paralelo justo en el hueco donde deseemos aparcar y observar la parte delantera de nuestro vehículo y la parte posterior, así como el hueco que queda entre los dos coches.

Tenemos de nuevo que valorar si el espacio reducido que existe entre el coche de delante y el de detrás es suficiente para aparcar nuestro coche.

Si vemos que va demasiado justo y que el sitio es realmente pequeño, lo mejor es que busquemos otros sitio donde aparcar ya que posiblemente realicemos muchas maniobras sin llegar a colocar bien el coche, además es fácil producir alguna rascada o desperfecto mientras estemos estacionando en nuestro o en los otros vehículos.

No cabe duda que este es un proceso que conlleva experiencia: de conducción y de conocimiento de nuestro vehículo para saber estimar si los espacios donde queremos aparcar serán suficientes para meter nuestro coche. Por suerte a día de hoy los nuevos vehículos disponen de sensores de aparcamiento que nos facilitan el estacionamiento.